Advierten que el área de Obras Particulares aún atiende solo con turnos

Así lo aclara un cartel en la puerta del municipio y lo confirman algunos arquitectos del distrito, que deben esperar su turno como en el momento más álgido de la pandemia. La incongruencia entre las atenciones en las diferentes áreas en un momento de apertura total a nivel administrativo, queda confirmado para lo que es la atención de cajas, por ejemplo, siembra malestar y resalta la falta de rumbo de una oficina que lleva en su haber un récord de directores y denuncias escandalosas por la aprobación de proyectos fuera de norma.

Pasó la Chocogesell, pasó el fin de semana largo de la Diversidad Cultural y el aluvión de turistas, los alumnos concurren normalmente a las escuelas con los protocolos correspondientes, los contribuyentes pueden concurrir al municipio a pagar las tasas de manera espontánea y se podrían enumerar muchos ejemplos más, sin embargo, el área de Obras Particulares sigue en modo cuarentena y solo atiende mediante solicitud de turnos.

El aviso del cartel que se puede ver pegado en la puerta de la municipalidad lo confirman los mismos arquitectos que a esta altura de la situación ven como innecesaria y burocrática la metodología, sobre todo cuando corroboran que la apertura de actividades y de atenciones con protocolos se ha generalizado.

«Es incómodo y ahora que se intensificó el trabajo en la construcción y estamos todos más ocupados, es hasta un obstáculo», comentó un arquitecto de la zona sur, que además confirmó que arrancan con la atención mucho más tarde que lo normal y se hace difícil muchas veces comunicarse por teléfono.

El área de Obras Particulares es un área que ha tenido durante el gobierno de Gustavo Barrera, alrededor de 10 directores. «Un récord», advierten algunos profesionales con los que se comunicó este medio.

Quizás por el desconcierto que genera tanto movimiento en el cargo máximo de responsabilidad del área es que una oficina donde se gestiona una actividad tan importante, que es la muchas veces llamada generadora de empleo y de recursos económicos después del Turismo, tenga un rumbo incierto y una administración quedada en el tiempo.

«Pasan los directores, y van tomando las costumbres, y lo que deja el anterior, no se replantea nueva forma de trabajo, se torna muy difícil para quienes trabajamos en la construcción, llevar adelante un trámite», asegura un profesional geselino con mucha experiencia en el ámbito de la construcción. Y agrega: «Por un lado no hay pandemia, pero por otro tenés que pedir turno para que te atiendan para ingresar un expediente».

El desconcierto en la administración pública se suma a las denuncias que han recaído en el tiempo de la gestión Barrera respecto a la aprobación de obras particulares escandalosas por la violación a las normas ambientales y al código de edificación vigente.

Sumado a esto, también es algo de conocimiento público la falta de inspectores para controlar las obras, lo que muchas veces ocasiona el avance de malas prácticas e incumplimientos básicos del código constructivo, además de ser una excusa para no inspeccionar o hacerlo de manera poco consistente, obras que cuando se finalizan dan cuenta de muchas irregularidades y que con el pago de multas evaden cualquier tipo de transgresión, sean simples o graves.

About porla3

One comment

  1. Cada dia le cuesta mas a Barrera mantener una imagen de honestidad. Que por cierto siempre fue ficticia dado que ninguna persona que se jacte de serlo pudo haber presidido el HCD del gobierno mas corrupto que conoció Geaell, como fue el de Rodríguez Erneta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat